13 de junio de 2017

26 de Junio y el problema mundial de las drogas

De acuerdo con el más reciente informe sobre sustancias psicoactivas de la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC, por sus siglas en inglés), cerca de uno por cada 20 adultos en el mundo (aproximadamente 250 millones de personas de 15 a 64 años de edad) consumieron al menos una droga ilícita durante el año 2014.

La mariguana o cannabis continúa siendo la droga más utilizada en el mundo (unos 183 millones de personas la consumieron durante 2014), seguida por las anfetaminas. El informe destaca también que ambas sustancias constituyen las principales drogas por las cuales las personas jóvenes buscan opciones de tratamiento; a diferencia de quienes suelen procurarse atención terapéutica por trastornos asociados al uso de opioides o cocaína que, por lo general, se encuentran en los 30 o más años. Por otra parte, a pesar de que el abuso de opiáceos y opioides de prescripción facultativa (alrededor de 33 millones de consumidores en el mundo) es mucho menos común, estas drogas son especialmente nocivas en términos del impacto negativo a la salud de las personas que las consumen.

Si bien es una cifra alarmante, el total estimado de personas consumidoras de drogas no parece haber incrementado de forma proporcional a la población mundial, continúa el reporte de UNODC, aunque el impacto que las drogas tienen sobre la población sigue siendo grave. Se calcula, por ejemplo, que existen 12 millones de personas usuarias de drogas inyectables (UDI), de las cuales hasta 14% vivenhoy día con VIH (una de cada siete UDI o cerca de 1.6 millones de personas), y aproximadamente 6 millones de personas han resultado infectadas y viven a la fecha con hepatitis C. Más aún, la suma de defunciones atribuibles directamente al uso de drogas superaba ampliamente los 200 mil casos en el 2014 (alrededor de 43.5 muertes por millón de personas de 15 a 64 años). Se estima que entre un tercio y la mitad de todas las muertes relacionadas con drogas ocurrieron por sobredosis (en gran parte de los casos por consumo de opioides).

La Organización de las Naciones Unidas (ONU) también ha informado que aquellos consumidores de sustancias psicoactivas que padecen cualquier tipo de trastorno relacionado con éstas alcanzan ya los 29 millones de personas. Dada la gravedad de sus implicaciones, resulta de particular interés el hecho de que solamente una de cada seis personas que así lo requerirían llega a recibir atención terapéutica especializada. Afortunadamente es posible afirmar, en línea con los principales organismos abocados a la atención de las adicciones a nivel internacional, que el escenario global aquí descrito está compuesto por una serie de situaciones prevenibles o incluso evitables.

Ante este panorama, el Día Internacional de la Lucha contra el Uso Indebido y el Tráfico Ilícito de Drogas —conmemorado cada 26 de junio— constituye parte importante de la cruzada emprendida por la ONU por alcanzar una sociedad mundial libre de estas sustancias. El tema de 2017, “Escucha primero”, hace hincapié en la necesidad de incrementar el soporte de las acciones de prevención del uso de drogas basadas en la evidencia científica, sobre todo tratándose de niñas, niños y jóvenes, sus familias y las comunidades que habitan.

La ONU ha destacado, de la misma manera, la importancia que revisten las medidas destinadas a garantizar un mejor acceso a medicamentos controlados y limitar el desvío de éstos, así como la atención en términos de reducción de la oferta y demanda de las denominadas nuevas sustancias psicoactivas (NPS, por sus siglas en inglés). El organismo subraya, por último, la urgencia de reforzar la cooperación internacional, los enfoques de atención de las adicciones basados en derechos humanos y el desarrollo alternativo en las regiones más vulneradas por actividades ilícitas relacionadas con la producción, el almacenamiento y la distribución de drogas.

Este 26 de junio, a partir del espíritu de cooperación internacional, la ONU apremia nuevamente a todos sus Estados miembros para ratificar y reforzar las medidas de control o fiscalización de sustancias psicoactivas y sus precursores, así como en materia de atención preventiva, terapéutica y de reinserción social ante los múltiples problemas de carácter socio-sanitario relacionados con el uso y abuso de drogas.
Lic. Carlos Rosales Abundiz
Departamento de Modelos y Tecnologías Preventivas

Bibliografía Recomendada
  • Día Internacional de la Lucha contra el Uso indebido y el Tráfico Ilícito de Drogas, 26 de junio (2017). Nueva York, UN.org. Recuperado de www.un.org/es/events/drugabuseday/
  • Comisión Interamericana para el Control del Abuso de Drogas (2015). Informe del uso de drogas en las Américas 2015. Washington: CICAD, Observatorio Interamericano de Drogas. Recuperado de cicad.oas.org/apps/Document.aspx?Id=3209
  • Junta Internacional de Fiscalización de Estupefacientes (2017). Informe 2016. Publicación de las Naciones Unidas, E/INCB/2016/1. Viena: JIFE. Recuperado de www.incb.org/documents/Publications/AnnualReports/AR2014/Spanish/AR_2014_ESP.pdf  
  • Organización de los Estados Americanos (2014). El Informe de Drogas de la OEA: 16 meses de debates y consensos. OEA, Secretaría General: Ciudad de Guatemala. Recuperado de www.oas.org/docs/publications/LayoutPubgAGDrogas-ESP-29-9.pdf
  • Organización de los Estados Americanos (2013). El problema de las drogas en las Américas. Washington: OEA, Secretaría General. Recuperado de www.oas.org/documents/spa/press/Introduccion_e_Informe_Analitico.pdf
  • United Nations Office on Drugs and Crime (2016). World Drug Report 2016. United Nations publication, Sales No. E.16.XI.7. UNODC: Viena. Recuperado de www.unodc.org/doc/wdr2016/WORLD_DRUG_REPORT_2016_web.pdf

No hay comentarios:

Publicar un comentario