21 de mayo de 2014

El papel de la familia en el tratamiento de adicciones

La experiencia de diversas instancias de tratamiento en adicciones a nivel nacional e internacional menciona la gran importancia de la participación de la familia en el proceso terapéutico, siendo el sistema familiar donde se inicia la socialización y la educación de una persona.

Actualmente se pueden observar escenarios desalentadores en reportes epidemiológicos y clínicos, al mencionar la presencia de personas consumidoras cada vez más jóvenes, familias desorientadas y poca percepción social de riesgo, lo cual implica la necesidad de que las intervenciones sean más certeras y efectivas. La intervención a la familia y con la familia es necesaria en esta problemática biopsicosocial, entendida como un grupo social con diversas configuraciones y dinámicas.

La familia es un sistema y la existencia de cualquier tipo de trastorno, físico o psicológico, que afecte a un integrante, impacta a todos los miembros del sistema familiar, generando alteraciones en el funcionamiento del mismo. Y de la misma manera que la familia se ve afectada por el abuso/dependencia de sustancias, ésta puede influir en el consumo, por lo que puede ser de gran apoyo para la rehabilitación y reinserción social de la persona consumidora o, por el contrario, puede obstaculizar por completo el plan de tratamiento y el proceso terapéutico.

Ante ello, se constata que es necesario brindar atención emocional y social con la finalidad de identificar las causas por las que la familia llega a favorecer (o no) comportamientos de uso y abuso de drogas, y tratarlos. Y por otro lado, promover, en la medida de lo posible, que el contexto familiar sea un medio de contención para prevenir riesgos generados en el ámbito escolar, comunitario y laboral.

Es importante identificar en qué situaciones no es conveniente incorporar al tratamiento a los familiares, cuando se trata de hermanos muy jóvenes o hijos pequeños, padres muy ancianos o enfermos, o personas con una actitud negativa y muy violenta hacia el paciente y con poca disposición al cambio.

El Instituto Nacional sobre el Abuso de Drogas (NIDA, por sus siglas en inglés) y la Asociación de Entidades de Centros de Día (ASECEDI) aseguran que la participación activa de los familiares en el proceso de tratamiento genera una mayor probabilidad de adherencia terapéutica y favorece que la rehabilitación sea más sencilla en comparación a una persona que no cuente con este apoyo. Esto no quiere decir que una persona que presente un problema de abuso de sustancias no pueda rehabilitarse; sin embargo, le es más difícil transitar por este proceso, al no contar con una red familiar que sirva de control principalmente en las primeras fases del tratamiento y de apoyo, durante el tratamiento y seguimiento.

Las familias que viven un problema de adicción manifiestan una serie de necesidades entre las que se encuentran: la necesidad de tener acceso a recursos de tratamiento, de una escucha reflexiva, de ayuda en el manejo de situaciones con la persona con problemas de abuso/dependencia, de contar con información acerca de las drogas, de tener estrategias de afrontamiento y apoyo de redes sociales, como grupos de autoayuda que pudieran favorecer la concientización de la problemática de manera menos traumática, generando pertenencia y cohesión grupal, lo cual favorece la toma de decisiones ante situaciones problemáticas.

La Asociación de Entidades de Centros de Día (ASECEDI) propone que la familia sea intervenida por medio de la psicoeducación, modificación de conducta, restructuración cognitiva y aspectos sistémicos–relacionales, principalmente.

Centros de Integración Juvenil, a través de la modalidad de tratamiento Centro de Día, brinda atención a la familia de pacientes con abuso/dependencia a sustancias psicoactivas, con un equipo multidisciplinario y diversos servicios como: Grupo de familiares (psicoeducativo); Nueva red (con metodología de los grupos de autoayuda y ayuda mutua); Terapia familiar y Terapia familiar multidimensional (psicoterapia).

Contáctanos, tenemos una forma ideal de tratamiento en la que encontrarás la atención integral de profesionales especializados en las adicciones.

Nosotros te escuchamos: marca a CIJ Contigo, en la Ciudad de México al 01 (55) 5212 1212 y en Guadalajara al 01 (33) 3836 3463. Escríbenos a cij@cij.gob.mx y a cijcontigo@hotmail.com. También encuéntranos en facebook.com/cij.contigo1 y en nuestro sitio CIJ Contigo.

Psic. Virginia Ortiz González
Dirección de Tratamiento y Rehabilitación

Referencias:
Asociación de Entidades de Centros de Día (2007) Manual de Intervención en Familias desde Centros de Día. Ed. OASIS y Asociación de Entidades de Centros de Día (ASECEDI). Pág.1-75. Recuperado de http://www.pnsd.msc.es/Categoria2/publica/pdf/IntervencionFamilias.pdf  26/06/09 Madrid 

Instituto Nacional sobre el Abuso de Drogas (NIDA) (2010) Principios de tratamientos para la drogadicción: Una guía basada en las investigaciones. NIDA. Recuperado de http://www.drugabuse.gov/es/publicaciones/principios-de-tratamientos-para-la-drogadiccion.

No hay comentarios:

Publicar un comentario